Consejos para pacientes y familia

¡En RTS usted se siente bien!

La enfermedad renal es una condición seria, siguiendo alguna de las opciones de tratamiento puede tener una vida productiva.

Hoy en día existen maneras de retardar el daño a los riñones. Aquí le damos algunas recomendaciones para llevar una vida más sana.

Mantener una actitud saludable

Su nefrólogo, nutricionista, psicólogo, trabajador social, personal de enfermería y todo el equipo de la clínica renal le ayudarán a tener una perspectiva positiva de la vida y asumir los cambios que realmente pueden influir en mejorar su salud.

El hecho de rodearse de personas que crean en usted y que quieran ayudarlo a tener una mejor calidad de vida puede mantenerlo con una actitud saludable.

Seguridad Social

Para acceder al tratamiento disponible para la enfermedad renal, debe asegurarse de continuar con su cobertura vigente por parte de su asegurador, hable con el trabajador social de la clínica renal para obtener información sobre lo que cubre su asegurador para el tratamiento y los documentos requeridos para ingresar al programa de atención en la clínica renal.

Terapia

Consulte con su enfermero de terapia las indicaciones de la misma y siga las recomendaciones. Consulte con el equipo clínico cualquier duda al respecto.

Nutrición

Consulte con la nutricionista de la clínica renal sobre los ajustes que debe hacer a su dieta para obtener beneficios en su salud.

Mirar hacia el futuro

Tener una actitud positiva y sentido del humor ayuda a que su tratamiento le brinde los mejores resultados. Mire hacia el futuro, no deje de trabajar por sus planes, personas o sueños importantes.

Concéntrese en lo que más le importa; su familia, su casa y vecinos, su trabajo, sus necesidades espirituales, sus mascotas o pasatiempos, o los lugares que le gusta visitar. La enfermedad renal no tiene que cambiar lo más importante de su vida. Pida ayuda si la necesita. Permanezca en contacto con su médico y trabaje con él para mantener la salud.

Existen miles de personas con enfermedad renal que cuidan de sí mismas y que llevan una vida activa, se sienten bien; usted puede sentirse igual.